Jornada 38. Lucena 2 - 5 Marbella

Punto y final, punto y aparte, pero punto, en definitiva. El Lucena termina la temporada 2014-15 con una derrota ante el Marbella por 2-5 y deja, de esta manera tan triste, una categoría que ha sido su casa durante los últimos ocho años. Con el descenso ya confirmado, lo más destacado fue la despedida del capitán, Antonio Sarmiento, en el último encuentro del centrocampista con la elástica celeste.

 

Sin tensión, sin intensidad y con la mente en otras cosas. Así saltaron los jugadores lucentinos al césped para disputar un partido que, por parte de los aracelitanos, sin lugar a dudas nunca se hubiese disputado si así lo hubieran podido elegir. Con el descenso ya consumado y la sensación de fracaso flotando en el aire, la plantilla celeste volvió con todo a vestirse de corto para terminar de la peor manera posible una temporada para el recuerdo. Goleado, y de rodillas el primer minuto una vez más ante una afición que decidió borrarse del funeral de los suyos, al Lucena le pesaron demasiado las adversidades que arrastra durante todo el año y no pudo dejar la categoría con una victoria.

 

De esta manera y con una mentalidad de equipo ya descendido, muy pronto, los lucentinos se vieron por detrás en el marcador. En el minuto 11, el jugador rival Quiles batía a Pablo Varela, titular en el día de ayer, para poner el 0-1 en el marcador. El meta argentino, que no ha contado con muchos minutos a lo largo de la temporada, quiso cerrar su campaña con un buen partido, y fueron sus intervenciones, de hecho, la que evitaron el 0-2. Los celestes no se encontraban con el césped y, en esas, Quiles hizo el segundo de la tarde a falta de un minuto para terminar la primera parte.

 

Con la reanudación del encuentro tras el descanso, Falete no quiso darse por vencido y dio entrada a Toni Conejo y Jony Lomas, dispuesto a morir con las botas puestas. Los locales mejoraron y empezaron a llegar a la meta Reina, tanto que Conejo abrió la lata para los celestes en el 72' con un buen tanto.

Con el 1-2, el Lucena se volcó aunque, como tantas veces esta temporada, la suerte fue esquina una vez más con el conjunto cordobés. Santacruz, en propia meta, volvió a ampliar la diferencia entre ambas escuadras, esta vez a dos goles de distancia. José Manuel recortó para los lucentinos en el 82', aunque lo que llegó después fue una nueva debacle para los aracelitanos. Cuando todos esperaban el empate, Añón y Quiles volvieron a aparecer para el cuadro marbellí para poner el punto y final a otro encuentro para el olvido.

 

Así pues, 2-5 fue el resultado de un partido para el olvido, otro más, que siempre estará en la mente de los celestes al ser el último encuentro de Antonio Sarmiento con la camiseta lucentino. El capitán del Lucena fue manteado por sus compañeros y aplaudido por los 400 aficionados que se atrevieron a acudir al estadio, una cifra suficiente aunque insignificante para despedir a un referente tras más de diez años defendiendo los colores del Lucena. De esta manera, el equipo cordobés termina una etapa y se prepara, lleno de deudas económicas y dudas deportivas, para afrontar su vuelta a la Tercera División.

 


Lucena CF: Pablo Varela, Sergio Albiol, Rafa Villanueva (Pedro Caballero, min. 82), Santacruz, Di Biase, Sarmiento, Poley (Toni Conejo, min. 46), Sergio Torres, Maxi (Jony Lomas, min. 46), Adri Ruiz y José Manuel.

Marbella FC: Reina, Jorge Jiménez, Aguza, Trujillo, Marcos Ruiz, Ovidiu, Josu Villar (Nacho Matador, min. 58), Añón, Diego Segura, Pato (Guillén, min. 67) y Quiles (Sergio Narváez, min. 76).

Árbitro: García Aceña, del Colegio valenciano. Vieron la amarilla los jugadores del Lucena Sarmiento, Di Biase y Maxi.

Goles: 0-1 min.11 Quiles, 0-2 min.44 Quiles. 1-2 min. 72 Toni Conejo. 1-3 min. 77 Santacruz pp. 2-3 min.82 José Manuel. 2-4 min.86 Añón. 2-5 min.88 Quiles.

Incidencias: encuentro disputado en el Ciudad de Lucena ante 400 personas. Los jugadores del Lucena volvieron a arrodillarse durante el primer minuto de juego en protesta por los impagos de la directiva celeste. Tras acabar el partido se vivió un homenaje de despedida al capitán Sarmiento.